Terraza El Mirador “El Pequeño Hollywood”

A nadie le puede sorprender, a estas alturas, el que digamos que la terraza El Mirador tiene una situación geográfica privilegiada desde donde se divisa todo Madrid. Si durante el día las vistas son impresionantes y relajantes, por la noche, asomarse al “Balcón de Vallecas”, se convierte en un espectáculo de cine, y nunca mejor dicho. La grandiosidad de la capital de España queda totalmente a sus pies.

Si a esto añadimos la inigualable temperatura que reina, y la facilidad que se tiene para poder aparcar el coche al set una zona rodeada de amplísimas calles, no es de exgtrañar que en esta época que aprieta el calor de lo lindo, la terraza El Mirador se convierta en el centro de reunión de todo tipo de público deseoso de poderse tomar una cerveza o un refresco o, si lo deseas, acompañarlo de algo más sólido. Sin lugar a dudas, es toda una gozada poder disfrutar de este inigualable rincón en el barrio junto al Cerro del Tío Pío. Sentarse y tomar una copa tranquilo, respirar aire puro y de paso evitar los calores del verano se convierte en algo inigualable.

No cabe duda de que esta incomparable situación de la terraza El Mirador a nadie le pasa desapercibida y menos a los amantes del arte, es más, es comentario espontáneo de todo aquel que pasa por allí.

Viene esto a colación por la demanda creada en los aledaños de la terraza en los últimos días para ser escenario de distintas producciones cinematográficas. Sin darnos cuenta parece que estamos en Hollywood, bueno, en un “Pequeño Hollywood”, como así se la denomina últimamente. No nos queda ninguna duda de que la elección de los escenarios, para los distintos productores y directores que lo visitan, ha sido muy fácil.

Por citar algún ejemplo, los resposables de Boca Televisión, S.A. y Enebro Prducciones, S.L., han sido los últimos en visitar El Mirador, sus últimas producciones, la película “Novios” y el cortometraje “Verbena”, recogen distintas escenas que certifican nuestro comentario e inmortalizarán a los escenarios.

El filmar las escenas de cualquier película requiere mucho tiempo de preparación y ensayos, por lo que el amplio personal que arrastra y llevan consigo estos acontecimientos tienen que hacer, en numerosas ocasiones, jornada completa. Para paliar la ser y reponer fuerzas no han tenido que desplazarse mucho metros. Subían las escalera anexas a El Mirador y el competente personal de la terraza ya se encargaba de que esos momentos de ocio que se necesitan en toda especialidad laboral, fueran de su agrado. Con estos precedentes varios días, en la terraza, se han juntado prioritariamente para cenar o picar algo varias estrellas del séptimo arte, creando espectación entre los numerosos cliente que visitan, habitualmente, la terraza y formando un ambiente muy simliar al de Hollywood.

¡¡Si es que lo que no tengamos en Vallecas!!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.